Ocho consejos para conseguir una actitud positiva y optimista

actualidad adelgazar alimentacion belleza bienestar Deportes emociones salud Sin categoría Todos los posts vida sana

¿Consideráis que vuestra actitud es positiva? ¿O más bien consideráis que es negativa? ¿Veis problemas en todas las situaciones que se os van presentando durante el día a día? ¿O por el contrario, intentáis buscar soluciones a todos los problemas que se os pueden plantear a diario?

Una persona con una actitud positiva intenta buscar los mejores resultados hasta en las peores situaciones.  ¿Os sentís identificado con esta afirmación? ¿O más bien no?

Una persona que piensa positivamente no rehúye de las adversidades, ni mucho menos; sino que rehúsa a vivir (o continuar viviendo) con lo que le es perjudicial. Esta predisposición y la capacidad de luchar es lo que le ayudará a lograr sus aspiraciones en la vida.

Cualquier persona puede llegar tener éxito en las relaciones, el trabajo, o en cualquier meta que se proponga (adelgazar, dejar de fumar, ponerse en forma, aprender un idioma, etcétera) si cree que lo logrará. (Querer es poder!!)

Ahí van ocho consejos que espero que os ayuden a conseguirlo:

1.- Asumid las dificultades como un reto. Pensaos a vosotros mismos como alguien que puede resolver las contrariedades. Todos los problemas tienen solución. Tarde o pronto llegará. Buscad  alguna de las múltiples, aunque escondidas, soluciones que puedan llegar a tener.

2.- Cambiad  vuestra actitud mental en cada uno de los aspectos de vuestra vida. Podéis ver la botella medio llena o medio vacía. Vosotros eligís.

3.- No merméis vuestra actitud frente a los obstáculos (nadie ha dicho que la vida sea fácil), asumidlos como un desafío inevitable. Por consiguiente, utilizad la queja y el reproche solamente si mediante ellos se puede ganar algo, sino ¿Para qué malgastar vuestro tiempo en ello?

4.- Modificad  vuestro lenguaje, evitad usar palabras como «nunca», «siempre» , «no puedo» o «no sé». El lenguaje y las palabras son una interpretación de la realidad y por supuesto, no son la realidad.

5.- Aprended a decir «NO» . Evitaréis problemas y a la larga os sentiréis más seguros y mejor con vosotros mismos.

6.- Alejaos de las «personas tóxicas» o «vampiros emocionales» (ya les dedicaré un post) que inexorablemente perturban el bienestar ajeno y vampirizan al semejante, «chupando» su energía….. ya que no os aportarán nada más que problemas, amargura e infelicidad.

7.-Vinculaos con personas entusiastas que os puedan demostrar cuáles son sus fórmulas personales para afrontar los baches cotidianos, y tomad ejemplo de ellas…

8.- Demostrad gratitud por todo lo que os rodea, por vuestros logros (por pequeños que sean), y por lo que poseéis, revalorizándolo día tras día.

Y sonreíd a la vida!!!!

Según escribe Daniel Goleman en su Best-Seller «La inteligencia emocional«: «todas las personalidades exitosas, desde los deportistas hasta los músicos, tienen en común un punto: la capacidad de motivación personal para llevar a cabo una rutina de entrenamiento que les permita llegar al podio.

De esta forma, el talento y la capacidad innata, solo serían un rasgo de esas personalidades, pero poco les serviría si no poseyeran el entusiasmo y la persistencia para desarrollar al máximo esas características».

¿Es vuestra actitud positiva? ¿Creéis que el éxito es el fruto del esfuerzo y del trabajo? ¿O acaso es fruto de la suerte? …

Besos desde mi blog!!!

También podéis seguirme a través de Facebook

Share

7 comentarios sobre «Ocho consejos para conseguir una actitud positiva y optimista»

  1. Felicidades por tu post ¡¡qué sabia eres!!!!!!!!!!! me ha encantado, cuánta razón tienes en todo.
    Hay que ser positivo claro que sí y huir de la gente tóxica, porque sino te acaban arrastrando hacia su negatividad. Voy a confesarte algo, yo he tenido que apartarme y con mucho dolor de personas a las que quiero mucho y muy cercanas a mí porque lo único que me hacían era daño, me causaban infelicidad y amargura como bien dices. Intentas escucharlos, apoyarlos, ayudarlos pero de nada sirve, te agotan porque en realidad no quieren cambiar de actitud.
    Así que de pupita nada!!!! a sonreír a la vidaa y a darle las gracias por muchas cosas!!! porque es maravillosa!!!!!!!!!! y a esforzarse cada día en todo lo que hacemos por mejorar. Para mí es así como se logra el éxito con esfuerzo, dedicación, empeño, desde luego por sí sólo no.
    Besazos fuertes requeteguapaaa!!!!!!!!!

    1. Hola Lina!!!!!!! Así me gusta, que tengas una actitud positiva!!!! Perseverancia, alegría, dedicación, fuerza de voluntad, esfuerzo y dedicación son algunos de los ingredientes para vivir una vida en positivo!!! Besos super optimistaaaaaaas!!!! 🙂

  2. Un post muy oportuno precisamente en mi vida, Gemma. ¡En los últimos 5 meses he dado un giro radical gracias a la meditación que me ha ayudado a frontar una situación realmente complicada!

    Sí puntualizaría una cosa: la toxicidad daña a quién la tiene principalmente, no a los demás, pues no nos «agotamos» por dar. Al revés: nos hacemos más fuertes. Lo malo es que a veces somos tan sensibles que nos dejamos arrastrar, nos involucramos demasiado y olvidamos que lo que los demás hacen o dicen muchas veces no es contra nosotros, no es contra nadie, es fruto de su vacío e insatisfacción, y de una mala gestión de su vida. Esto es lo que debemos aprender, ya que no siempre podemos alejarnos de estas personas. Algunas personas tóxicas llegan a ti a través de otros seres queridos, y no puedes evitarlas, aunque querrías. Cuando descubres que lo que llevas dentro es lo que importa, es lo que generas, su mala energía no puede tocarte, no te afecta. Así evitas poner a esa persona cercana a ti en la disyuntiva de elegir y tú te sientes bien. A mí me ha pasado con una amiga de mi pareja, una persona muy dañina que además se ha obsesionado conmigo y por más que he querido ignorarla, no ha dejado ni deja de malmeter y sembrar discordia. Me afectó mucho hasta que decidí no responder, ser más positiva y ni siquiera estar a la defensiva. Esa discordia no da fruto, por más que sigue intentándolo, pues yo no la alimento.
    ¡Es una sensación de libertad maravillosa!

    1. Hola Meryval!! Muchas gracias por tu comentario. Me alegra saber que el post te puede haber sido de utilidad y como bien dices, debemos aprender a relativizar la actitudo o comentarios de las personas tóxicas o que intentan manipular o afectar a nuestro estado de ánimo. Dos no se enfadan si uno no quiere. Desgraciadamente hay gente que dedica más tiempo a meterse en la vida de los demàs, que en profundizar en si mismo. Si no se alimenta su diálogo negativo, finalmente, desistirá en su empeño de malmeter contra esa persona, intentando buscar una nueva víctima. Quieras o no, es una especie de vampiro emocional… Me alegra saber que ya estás «vacunada» contra ellos… Besos muy fuertes

  3. Muchas gracias Gemma por tu post. La verdad que intentamos ayudar a las personas que quieres y te sale todo al revés, porque algunas de esas personitas, están preocupadas de solucionar la vida de otras, rebuscando lo negativo y como dices, esas personas se llenan de negatividad y cuando se encuentran contigo, con solo una palabra que le digas, ya estás atacándolos y eso es solo descargas negativas, como tengo mucha paciencia, espero el momento, lo hablo para que se disculpen. Creo que estamos para vivir felices y ayudar a la gente en lo que se pueda, siempre por el lado positivo. Un abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.