Balsamo labial con triptófano para ser más felices

actualidad alimentacion belleza bienestar Comida consejos cosmeticos emociones salud Sin categoría Todos los posts vida sana

Más o menos eso es lo que nos proponen desde los creadores de Oh Yeahh!” el primer bálsamo labial a base de felicidad. ¿Felicidad? Se puede acaso envasar?  ¿Un lip balm que potencia el buen humor y nos hace más felices?

Pues por lo visto ahora ya es posible gracias a Oh Yeahh! Desarrollado por The Hapiness Institut, el labial de nueva generación que puede mejorar el estado de ánimo que llega a nuestras farmacias en cinco tonalidades que ayudarán a mantener los labios sanos y a conseguir una sonrisa radiante.

Además de hidratar, proteger y dar un matiz de color, Oh Yeahh! contiene la dosis diaria de felicidad gracias a su fórmula exclusiva rica triptófano. El triptófano es el precursor de la serotonina, llamada la “hormona del buen humor”.

Este bálsamo es fantático  para cuidar los labios en verano, cuando necesitan más mimos y una más intensa de hidratación para paliar los efectos perjudiciales del sol, del agua de mar y del cloro de las piscinas.

La ciencia ha demostrado que la felicidad está compuesta de sustancias químicas que el cerebro produce ante determinados estímulos, una de esas sustancias es la serotonina. Pero eso no es todo:

La fórmula HBC, The Happiness Boosting Complex, de Oh Yeahh! es la clave, ya que contiene tres ingredientes esenciales, naturalmente ricos en triptófano (aminoácido que actúa como neurotransmisor, precursor metabólico de la serotonina) y con múltiples propiedades beneficiosas, cuya unión las hace actuar en sinergia para proporcionar una dosis “extra” de felicidad. Suena tan bonito que parece de cuento de hadas, pero veamos las propiedades de cada ingrediente una a una:

Griffonia simplicifolia, planta africana con cualidades fitoterapéuticas, excelente para el tratamiento de trastornos de estado del ánimo, del sueño y del apetito.

Extracto de kiwi, funciona como antioxidante, nutre la piel y tonifica el cuerpo y el espíritu.

Extracto de cacao, tiene propiedades antioxidantes y revitalizantes. Es una de las mayores fuentes de triptófano.

Al efecto emocional de este bálsamo se añade su propiedad cremosa y fundente que, debido al elevado porcentaje de aceite tropical que contiene (un 50% de la fórmula), cubre los labios con un velo de color que los nutre e hidrata a la vez. Los sutiles aromas a fruta intensifican su efecto sensorial.

Como he comentado antes, Oh Yeahh!, se vende en farmacias y parafarmacias, y se lanzado al mercado en cinco matices:

Pink – rosa: para mujeres reflexivas y románticas que saben mostrar sus propias emociones.

Violet – violeta: espíritus altruistas y generosos que piensan que su felicidad no puede existir sin la de los demás.

Red – rojo: para quien cultiva la vida con optimismo. Mujeres con coraje, resueltas, con un alma apasionada.

Melón – anaranjado: almas creativas y llenas de energía, mujeres que saben transmitir vitalidad con todo su ser y, también, con los labios.

Plata – transparente: para quien cree que el secreto de la felicidad se esconde en una vida vivida con ligereza; mujeres dinámicas de espíritu vivo y ecléctico.

A pesar de que todavía no los he probado, me parece que puede ser una propuesta divertida para tener siempre a mano. No tengo claro que la función terapéutica sobre el estado de ánimo sea realmente efectiva, aunque sí que está demostrado que pintarse los labios es un pequeño gesto anti tristeza. Ya os comentaré mis opiniones sobre estos bálsamos tan felices….

¿Y vosotros? ¿Qué os parece esta nueva propuesta de labiales que además de cuidar los labios nos ayudan a ser más felices (supuestamente)? Estaré encantada de leer vuestros comentarios!

Besos desde mi blog!

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.